Tributo de Cuba al eterno Comandante en Jefe Fidel Castro

Conrado Vives Anias
04/ 12/ 2017

A nombre del pueblo de Cuba, más de 300 mil santiagueros marcharon este 4 de diciembre desde la imponente Plaza de la Revolución Mayor General Antonio Maceo, y luego de atravesar la Avenida Patria, llegaron hasta el cementerio patrimonial Santa Ifigenia para rendirle pleitesía a un hombre que marcó para siempre el firmanento de la justicia y la dignidad: Fidel Castro Ruz.

Con anterioridad, el Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, General de Ejército Raúl Castro, encabezó la peregrinación de homenaje al líder histórico de la Revolución Cubana, al cumplirse un año de que sus cenizas fueran depositadas en la Ciudad Héroe, como muestra de que su legado permanecerá vivo para siempre.

Un bloque de unos cinco mil jóvenes y obreros de diversos sectores de la vida socioeconómica de la provincia de Santiago de Cuba encabezó la nutrida peregrinación.

Luego continuaron la marcha alumnos y profesores de las universidades de Ciencias Médicas y de Oriente, escenario de luchas de la juventud revolucionaria antes de 1959, con 70 años de creada y donde el Comandante en Jefe estuvo en varias oportunidades, junto a estudiantes de todas las enseñanzas y trabajadores organizados por sus sindicatos, a los cuales se unieron amas de casa y jubilados para honrar al líder revolucionario.

En la necrópolis santiaguera, tras entonarse las notas del Himno Nacional y la Elegía a José Martí, se realizó la Guardia de Honor al eterno Comandante en Jefe; José Martí; Carlos Manuel de Céspedes, y Mariana Grajales.

Representantes del pueblo santiaguero, junto al Comandante de la Revolución Ramiro Valdés; el miembro del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC), Lázaro Expósito Canto, y el Presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP), Esteban Lazo, y a otros dirigentes del territorio escucharon el Concepto de Revolución en voz de Fidel.

Santiago de Cuba, heroica, rebelde, caribeña  y hospitalaria acoge las cenizas  de Fidel, y aunque no se le ve físicamente se habla de él en presente, como un hijo que se ausentó por razones de mucho peso y un buen día regresó para no marcharse más de esta tierra indómita.

Lea más:

-Santiago de Cuba canta a Fidel

Envíenos su comentario

Nombre:
Email:
Arriba